Razones, causas y consecuencias del Brexit

causas-consecuencias-brexit-inglaterra

Diario de Kinoxford – Capítulo 12.

05/08/2016

El análisis de la salida voluntaria de UK de la UE, a petición propia de sus ciudadanos mediante referéndum libre, tiene diversas lecturas y la primera de ellas es económica.

Reino Unido es el segundo país de la UE que más dinero aporta después de Alemania y se han percatado que la UE es una gran mentira para enriquecer a franceses y alemanes.

La UE está abocada al fracaso desde su nacimiento, porque solo contempla la unión monetaria, dejando de lado la unión financiera, impositiva, legislativa y sobre todo la justicia social entre sus estados miembros.

La UE y su parlamento siempre han estado alejado de la ciudadanía porque son meros burócratas pegándose la buena vida. Los ciudadanos europeos no se ven representados y la gran mayoría no sabe ni para que sirve el parlamento de Estrasburgo ni que está votando en las elecciones europeas.

La UE trató de impulsar y modernizar la economía de las regiones más desfavorecidas, inyectando dinero sin ningún mecanismo de control o supervisión. Como ejemplo claro, tenemos los fondos FEDER en Andalucía, que no han servido para adoptar nuevos modelos productivos, sino para apesebrar con subvenciones a los sumisos votantes, al igual que en la Comunidad Valenciana, Madrid o Cataluña.

Reino Unido se ha cansado de despilfarrar su dinero en la UE y eso es imperdonable en las islas británicas.

En este país, el dinero público es de todos los contribuyentes y por lo tanto sagrado, no como en España que saquean las arcas públicas, inflando facturas de obras públicas. Y no solo los corruptos ladrones se van de rositas, sino que los ciudadanos vuelven a votarlos, como premio.

Como ejemplo podemos citar a Margaret Thatcher que dijo una vez “el dinero público es de todos los contribuyentes”, mientras que Carmen Calvo dijo siendo ministra de cultura en España y bajo gobierno del PSOE el dinero público no es de nadie”.

Ese dinero también llamado “maná europeo”, no solo no ha servido para fortalecer las regiones de los países más pobres y menos desarrollados, sino que los ha vuelto aún más pobres y endeudados, provocando un auténtico éxodo de inmigrantes españoles, polacos, húngaros e italianos hacia tierras británicas.

Otra de las causas es el exceso de burocracia, papeleos, documentación, leyes y demás parafernalia que impone la UE a sus estados miembros, cuando en UK todo es simple y sencillo. Sus ciudadanos no tienen ningún tipo de documentación personal, no existe DNI ni nada parecido, solo tienen IN (Insurance Number) para pagar impuestos y contribuir a su sanidad y pensión de jubilación.

Para finalizar con las causas, no debemos olvidar la soberanía e independencia que siempre ha caracterizado a los británicos. Su orgullo y autonomía es clave para entender su postura ya que ahora serán ellos los que marquen sus propias normas y reglas, para por ejemplo entre otras cosas, regular la inmigración.

Las consecuencias no son tan tremendas y apocalípticas como nos hacen creer los medios de desinformación españoles. La principal y la que más nos afecta a los ciudadanos de la UE que residimos actualmente en UK, es la libre circulación de personas que impone el tratado de libre comercio firmado por la UE, a todos sus estados miembros.

Desde que el parlamento británico solicita formalmente ser excluido de la UE, deben pasar dos años en que todo sigue como hasta ahora y una vez cumplido el plazo, UK quedará al margen de dicho tratado y quedará anulada la mencionada libre circulación de personas.

Una vez fuera de la UE, Reino unido deberá firmar un nuevo tratado de libre comercio y establecer sus cuotas, requisitos o condiciones para venir como inmigrante a trabajar a UK.

Los británicos no son precisamente bobos y saben muy bien que su economía rica y productiva (quinta economía del mundo), precisa mano de obra continuamente. Simplemente desean regular con sus propias normas, leyes, reglas, condiciones y requisitos, la inmigración. Es su país y por lo tanto desean ser ellos quienes regulen el flujo migratorio y no una banda de burócratas de lujo, sesteando en el parlamento europeo.

Los más perjudicados son una vez más los vecinos escoceses, ya que los piratas ingleses se la han vuelto a jugar. Hace unos meses se celebró un referéndum en Escocia para decidir la independencia de UK y ganó el no a la independencia por el miedo a quedar fuera de la UE.

Ahora los vecinos se quedan sin su anhelada autonomía y fuera de la UE.

En cuanto a lo de piratas me gustaría refrescar la historia para explicar lo prácticos que son los ingleses…

Cuando las galeras españolas regresaban cargadas de oro del recién descubierto nuevo mundo, la corona británica otorgó la patente de corso a sus marineros, para que saquearan y atacaran a gusto y en plena legalidad los barcos españoles. A cambio tenían que dar una parte del botín a la corona británica y ésta, hasta llegaba a condecorar a los piratas más activos, con el nombramiento de Lord. Los marineros que atacaban barcos sin patente de corso eran los temidos corsarios.

De todos modos, no sabemos aún que ocurrirá, porque puede ser que se den cuenta de que se han dado un tiro en el pie y reculen, de hecho ya hablan de dejarlo para primeros del año que viene.

Para finalizar deberíamos de hacer examen de conciencia y preguntarnos porqué en UK se puede consultar al pueblo mediante referéndum y en España no.

El último referéndum realizado en España fue en 1.978 y yo por ejemplo no había nacido.

¡Hasta el próximo capítulo del Diario de Kinoxford! 

Mientras tanto puedes visitar mi blog KinoCuevas.wordpress.com, mi canal de youtube y también podéis escuchar el programa de radio que hacía mientras vivía en Málaga, La Hora de Málaga.

8 comentarios

  • Su explicación del Brexit es clara y sencilla y sus ejemplos ayudan a ilustrar mejor las razones de los británicos que lo defienden, aunque esa defensa no deja de enfatizar el nacionalismo exacerbado y controlador que ha caracterizado a ese gentilicio. Nacionalismo que ya no encaja con la filosofía de las nuevas generaciones, que busca derribar fronteras e integrar la diversidad humana.

    • Qué comentario tan estúpido. Esa retórica progre conunistoide es el canto de sirena que idiotiza a la masa joven en Europa y América…

  • Bien que hablan de los pobres barcos españoles, Desgraciados que vaciaron oro que tampoco que era de ellos, fueron una punta de saqueadores. En todo caso bien por los ingleses y como dice el viejo adagio, ladrón que roba a ladon..

  • Británico devuelvan posesiones que han robado el el mundo y que es mucho… Años de saqueos sistemático, el peñón, Malvinas. Brexit ahí también.

  • Es verdad, explicación progre de chairo comunista… Cómo si los Ingleses no hubieran saqueado, estafado y exclavisado… Ahora se dan cuenta que no les conviene porque tiene que poner la gansa… Hipócrita

  • Se denominaba corsarios a los tripulantes de aquellos navíos a los que se había otorgado la patente de corso. Así, los corsarios pasaban a ser considerados integrantes de la Marina estatal y sus ataques a otros buques “enemigos” se convertían en legales. De ahí que los temieran: eran piratas con las espaldas cubiertas. Los que abordaban naves sin patente de corso eran piratas.
    Un saludo!

Deja un comentario

Artículos Patrocinados