Un país que funciona y una ciudad feliz (primera parte)

trabajando-en-oxford-una-ciudad-que-funciona

Diario de Kinoxford – Capítulo 9.

09/06/2016.

Transcurren los días sumergido en la atmósfera de dos trabajos simultáneos, durante los siete días de cada semana, absorbiendo como una esponja y aprendiendo cada día a ser más eficiente y profesional, en contacto diario con la atención al cliente.

Me siento pletórico de fuerzas y con mucha alegría cada día, sonriéndole a la vida y cumpliendo con mi obligación profesional lo mejor que pueda, dando los buenos días/tarde según convenga y deseándole a los clientes y compañeros de trabajo que tengan un buen día. 

Siempre he pensado que de amargado/as está el mundo lleno y yo no voy a ser uno más.

Si tengo que estar trabajando 1/3 del día, voy a tratar de hacerlo lo mejor que pueda y sobre todo con buena actitud y energía positiva.

Me voy dando cuenta de que en este país de oportunidades, no importa el color de la piel, el país del que procedes, tu religión o condición sexual, ni los títulos, grados, postgrados, regrados y másteres del universo que adornen tu CV, sino única y exclusivamente tu buena actitud y predisposición para el trabajo y por supuesto tu soltura con el inglés.

No es ni mucho menos un consejo, porque como canta el maestro Sabina “ de consejos me rasco, tengo prisa”.

Ni tampoco una guía, pero ten claro que si decides venirte a trabajar al Reino Unido, no vienes a otro país, sino a otro mundo.

Un país que convoca referéndums libres y vinculantes, como el del próximo 23 de Junio, donde se decide si permanecen o no en la gran mentira que supone la UE, para que sus habitantes decidan, participen y se involucren en la política local/nacional.

Un rara avis para un españolito/a acostumbrado a meter una papeleta en una urna cada 4 años, y encima tiene la guasa de llamarlo fiesta de la democracia.

La constitución española declara no vinculantes los dos principales canales/medios de participación ciudadana, que son el referéndum y la ILP (iniciativa legislativa popular), lo que viene a ser que los parlamentarios del congreso deciden si se vota o no, para aprobar el resultado mayoritario del resultado del susodicho referéndum y la mencionada ILP.

En UK se vota una vez al gobierno central y otra al concejal del distrito en el que estés empadronado. Por lo tanto, el que se presente sabe que le votan a él y no a su partido, ya que va a convivir cuatro años con los mismos que le votaron y debe de responder a diario ante sus votantes y vecinos sobre su gestión y promesas electorales.

Si por tu cabecita ronda venirte a UK, vienes a un sitio del planeta tierra como inmigrante y como tal debes adaptarte para sobrevivir.

Puedes formar parte de un guetto y seguir hablando castellano la mayor parte del tiempo, o bien esforzarte para hablar inglés la mayor parte del día, aunque sea a costa de la soledad, no debemos temerla porque estaremos con nosotros mismos y se supone que nos conocemos y nos caemos bien

Para progresar en calidad de vida en UK, es fundamental integrarse y lo primero y primordial es el idioma. Te das cuenta que en este país se respeta y valora tu esfuerzo laboral, porque su economía funciona y les interesa cuidar al trabajador.

El pasado mes de Abril se aprobó una subida del salario mínimo que pasó de 6’70 a 7’20 libras/hora, la jornada semanal es de 37’5 horas contratado full-time y el despido es libre sin indemnización, con una semana de antelación, igualmente el trabajador puede avisar de que se marcha de la empresa con una semana de aviso.

El 98% de las empresas españolas son pymes y autónomos, que son asfixiados a impuestos, mientras las grandes empresas, el 2%, tienen sede en paraísos fiscales.

Las pymes deben pagar al estado un 30% del salario de cada trabajador contratado.

Las cotizaciones sociales por los trabajadores supone un lastre para la contratación y creación de empleo para las pymes, mientras que en UK la empresa no paga cotización alguna por ti al estado, sino que te abona el salario bruto que te corresponde y tú te pagas tus TAX (impuestos) y tu seguridad social, insurance number (IN).

Para que os hagáis una idea, de una nómina full-time de 1.100 libras, pagas 46 de tasas y 42 de seguridad social.

Un autónomo fisioterapeuta en Inglaterra, paga de cuota mensual de 12 libras, mientras que en España, más de 250 euros mensuales

No quiero que suponga un enojo para nadie estas críticas constructivas sobre mi país, es más, mi intención es como la del romántico mariano José de Larra, que amaba tanto a España, que la criticaba para que funcionase lo que era inoperante e inútil. Recomiendo encarecidamente la lectura divertida, amena, detallista y simplemente genial, de su obra magna: Artículos de Costumbres.

Puedes visitar mi blog KinoCuevas.wordpress.com, mi canal de youtube donde iré colgando algún que otro vídeo y también podéis escuchar el programa de radio que hacía mientras vivía en Málaga, La Hora de Málaga.

Deja un comentario

Artículos Patrocinados