Me voy a Dublín

Me Voy a Irlanda – Capítulo 1.

01/05/2015

Tras mi paso por Filipinas, ahora he decidido ir a Irlanda, en concreto a su capital, Dublín.

Tal y como hice en Filipinas, aprovecharé este viaje para describir mi camino por Irlanda y comentaros de primera mano las oportunidades laborales que existen en este país.

Una vez más, me voy a la aventura, y sin saber muy bien lo que me encontraré.

Uno de los motivos por los que elegí en su día Filipinas, era para aprender inglés en un país extranjero, sin tener que trabajar de camarero.

Aunque si que progresé algo en mi inglés, tampoco avancé todo lo que personalmente me hubiera gustado.

Y es por ello que ahora me voy a Dublín, donde iniciaré mi andadura con un curso de inglés las 3 primeras semanas, para ponerme al día con el acento irlandés e iniciar la búsqueda de trabajo con algo más de seguridad.

Imagino que en Irlanda exigirán algo más de inglés que en Filipinas, en donde ni siquiera sé como logré pasar las entrevistas en grandes compañías.

Según tengo entendido, Dublín es muy caro, pero finalmente encontré un curso de inglés bastante económico, a través de la agencia ISAI en la escuela Castleforbes.

También me gestionaron el alojamiento en una residencia en el centro, cerca de la escuela.

Al final, 100€/semana el curso y 100€/semana alojamiento en residencia, y las dos primeras semanas todo gratis, por hablar de ellos por aquí, ¡esta página ya me está danto sus frutos! 😀

La primera semana me quedo en un hostel que ya tenía reservado, el Dublin International Hostel, uno de los hostels más baratos y céntricos que he encontrado. 

A la vez que haga mi curso de inglés de 15 horas semanales, también haré un curso de insercción laboral con Helpingjob, que ayuda a españoles a encontrar trabajo mediante cursos subvencionados (estas subvenciones ya acabaron). Este curso es de una semana de duración.

Otro de los motivos por los que elijo Irlanda y no por ejemplo Reino Unido, es porque quiero tener más posibilidades que las de trabajar en hostelería.

Al igual que en Filipinas, en Irlanda hay una gran cantidad de call centers y de grandes compañías internacionales, como son el caso de Apple, Amazon, Microsoft, Airbnb, PayPal, Google, etc, y en muchas ocasiones salen puestos de trabajo como spanish speaker, para sus departamentos de servicio de atención al cliente o finanzas, para los mercados latinos.

Y es ahí donde espero encontrar una oportunidad. Aunque sé que esto será un poco más complicado que en el país asiático, ya que tendré una dura competencia con muchos más españoles con más formación y mejor inglés que yo, pero que no quede el intentarlo.

Es lo que tiene que esté cerca de España, pero también es una ventaja, ya que siempre se puede volver en un vuelo de low cost en cualquier momento.

El plan B, si no encuentro un buen trabajo después de un mes, es buscar un voluntariado con WorldPackers, otra posibilidad que descubrí hace poco y cuya idea cada vez me atrae más. Esta es una gran opción para mantenerme allí, trabajando de gratis, pero al menos con alojamiento y comida.

Mi experiencia en Filipinas, se puede resumir como uno de los mejores años de mi vida, ¡espero que esta de Irlanda no sea menos!

4 comentarios

Deja un comentario

Artículos Patrocinados